in

El desafío total de Apple: sin miedo a la gravedad, la inflación o la falta de chips

El desafío total de Apple: sin miedo a la gravedad, la inflación o la falta de chips

Apple ha universalizado el uso de la tecnología para las tareas y controles más cotidianos sin discutirlo en Wall Street. Ha ocupado el trono empresarial más valioso durante años, encadenado registro tras registro y violación de cualquier ley de gravedad del mercado de valores. Ya en agosto de 2018 fue la primera cotizada en Wall Street en alcanzar el billón de dólares en capitalización, dos años después alcanzó el hito como la primera valorada en dos billones de dólares y al inicio de este año ha marcado el extraordinario nivel de los $ 3 billones . ¿Cuál es la fuente recargable de esa revalorización? ¿Cuáles son los riesgos de una corrección en un gigante de este tipo en el mercado de valores?

Para empezar, la pandemia ha impulsado a un conjunto de importantes empresas tecnológicas en Estados Unidos, convirtiendo a Wall Street en el motor inconfundible de las subidas. La demanda de los consumidores por más tecnología ha llevado a meses de restricciones por el coronavirus y aceleró una tendencia ya insuperable. La revolución tecnológica ha dado un salto enorme en los últimos dos años y ha impulsado nuevos fenómenos como el coche eléctrico y el meta-meta, áreas hacia las que Apple busca crecer y donde los inversores descubren un enorme potencial en el futuro.

Además, quien apueste en la Bolsa de Valores de Estados Unidos deberá pasar por la compra de acciones de la empresa: Apple ocupa el primer lugar en el índice S&P 500, con un peso del 6,85%. Microsoft les sigue, con un 6,25% y Amazon, con un 3,6%. Y en un mercado donde la gestión pasiva y la inversión a través de fondos cotizados en bolsa están ganando peso, invertir en Wall Street, el mercado de valores más grande del mundo, significa comprar acciones de sus gigantes tecnológicos, gasolina garantizada para sus cotizaciones.

Las acciones de Apple subieron un 34,6% en 2021, un aumento que se sumó al rally del 82,3% en 2020, el año de la pandemia. Solo en el último mes, se observó un 10% adicional, superando cualquier temor de un brote de omicron o inflación y las tasas crecientes esperadas en los EE. UU. En 2022. No del todo, la inflación es una característica de la presión sobre una empresa que ofrece productos tecnológicos más costosos que sus competidores, lo que limita el margen para subir precios. Además, soporta el problema más común del sector tecnológico en términos de problemas de suministro y escasez de chips.

La acción con mayor peso en el S&P, con un 6,8%, atrae el abundante dinero de los ETF.

A finales de octubre, Apple ya envió una clara señal sobre el impacto de la escasez de chips, cuando sus ventas trimestrales cayeron por debajo de las expectativas. Y su director ejecutivo, Tim Cook, señaló que La escasez de chips podría crecer aún más en el cuarto trimestre, impactando la campaña navideña. La falta de componentes provocó la parada durante varios días, por primera vez en una década, de la fabricación de iPhones y iPads. Entre septiembre y octubre, la fabricación del iPhone 13 cayó un 20% sobre los planes previstos. Ese es el iPad, con un 50% de descuento.

Acción cara

Pero ninguna de estas horas resta valor al atractivo de Apple para los inversores: en los últimos seis meses la acción ha subido casi un 30%. Los altos índices en los que se cotizan las acciones no son alrededor de 30 veces sus ganancias estimadas para el año fiscal 2022, lo que significa más del 50% en el promedio histórico de los últimos cinco años, según Bloomberg. Su consenso sobre los analistas tiene una recomendación mayoritaria muy amplia para que los analistas compren, 79,2%, en comparación con solo 4,2% para la venta. Por supuesto, la valoración de consenso, de 173,76 dólares, ya está por debajo del precio de mercado.

Para Jaime de León Calleja, gerente de Mutuactivos Technology Mutafund, el excelente desempeño de la bolsa de Apple se debe al éxito, por supuesto, del iPhone y la diversificación de ventas, que redujo su dependencia del producto mencionado. Además, “la división de ondas de radio, iwatch y servicios ha sido un gran éxito. Los inversores tampoco conocen la forma en que el gigante tecnológico podría meterse en el coche eléctrico o metaverso. Otros aspectos positivos de la compañía son la estabilidad de sus flujos de caja y la solidez de su balance, ¡aunque es cierto que la valoración tiene ahora una mayor demanda! ”, Dice el experto.

La realidad virtual y aumentada y el metaverso se centrarán en ti para el futuro

Para Citi hay nada menos que cinco razones para seguir apostando por Apple. El banco cree que La demanda de productos y servicios de la compañía mostrará resiliencia durante 2022 y la valoración actual no refleja el lanzamiento de nuevos productos próximos, como auriculares de realidad virtual y aumentada.

Por supuesto, da $ 200 en acciones de Apple Argumenta en primer lugar que el modelo de negocio de la empresa va más allá de simplemente aprovechar la situación de la pandemia. Además, tiene confianza en el lanzamiento de nuevos productos; el riesgo regulatorio, aunque potencialmente es un problema a corto plazo, no afectará el crecimiento de los ingresos del sector de servicios; en el que Apple favorecerá su política de dividendos y el coche eléctrico estará en el horizonte, para 2025

Compra una acción que cuesta 160 euros

Separar. El ascenso de Apple en el mercado de valores es tan emocionante que la compañía ahora ha dividido 5 en el precio de sus acciones o ha caído desde que salió a bolsa en 1980. Este último entró en vigencia en agosto de 2020, en la proporción de 4×1, después de que el año anterior el los valores alcanzaron un precio por unidad de 400 dólares. El precio ajustado para esa división fue menos de 130 dólares, después de lo cual las acciones subieron a alrededor de 180 dólares.

Tres fondos. Aparte de su alto precio unitario, invertir a través de fondos puede ser la forma más deseable para el individuo. Y en la gran mayoría de los casos los fondos especializados en tecnología tienen una posición significativa en las acciones de Apple. Mutuafondo Tecnológico, propiedad de Mutuactivvos, muestra una rentabilidad anual del 33,7% en los últimos tres años y está dominado por Apple, con el 9,25% de la cartera. CaixaBank Comunicación, con un beneficio anual del 21% en los últimos cinco años, dedica el 11% de su cartera a Apple, la mayor posición. Y BBVA Tecnología y Telecomunicaciones, otro de los productos de referencia en inversión tecnológica entre los directivos españoles, también sitúa a Apple en la primera posición, con un 9,37% de la cartera según datos de Morningstar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

exxita be circular

Exxita: una empresa que sitúa a Bollullos de Mitación en el mapa tecnológico europeo

La formación será clave para el empleo del futuro empleo en el sector TIC

El sector de las TIC bate récords en creación de empleo